X
¿Qué estás buscando?

Indocumentados también serán vacunados contra el COVID-19 en Ontario

Los hospitales de la provincia deben dar atención medica necesaria gratis a pacientes independientemente de su estatus migratorio
Toronto · Publicado el: 13 enero, 2021

Una coalición de organizaciones que trabajan en el área de la salud en Ontario informó esta semana que, como resultado del cabildeo que han estado haciendo con el gobierno provincial, se ha llegado al acuerdo de que las personas que viven de forma indocumentada en Canadá, o que tienen un estatus migratorio precario, recibirán la vacuna contra el COVID-19 de forma gratuita al igual que el resto de la población del país.

A esto hay que agregar que, en el mes de abril del 2020, al inicio de la pandemia, el Ministerio de Salud de la provincia de Ontario también tomó varias medidas en las que se incluía que los hospitales debían dar la atención medica gratis necesaria a los pacientes que padecían de cualquier enfermedad incluyendo el COVID 19, independientemente de su estatus migratorio.

En esa fecha, el Ministerio de Salud de Ontario dio instrucciones a los hospitales que debían atender a cualquier persona que se presentare ante ellos, tuvieran o no la tarjeta de salud de Ontario (OHIP). Les instruyeron que debían prestar los servicios médicos necesarios a todas las personas que lo necesitaran durante el brote del COVID-19, y que a quienes no tuvieran cobertura de salud no les cobraran, sino que posteriormente le enviaran el cobro a dicho ministerio.

Si la persona que vive sin estatus en el país necesita hospitalización debe ser hospitalizada, y si necesita estar en cuarentena y no tiene donde hacerla, se le debe encontrar un lugar adecuado para que la haga, fue parte de las instrucciones.

Realmente el derecho a la salud y a la vida es un derecho fundamental de todo ser humano, y en esta pandemia los enfermos están corriendo un grave riesgo de muerte y por lo tanto es una obligación del estado garantizarles la vida independientemente de su estatus migratorio.

Ahora, con el inicio de la campaña de vacunación, se ha informado que las personas que viven de forma indocumentada en Canadá y que por tanto no tienen seguro de salud, también son elegibles en la provincia de Ontario para que se les aplique la vacuna contra el COVID-19. Esta decisión se ha tomado porque el gobierno no quiere que haya ninguna barrera para las personas que necesitan ser vacunadas.

Así, si alguien no tiene OHIP, puede usar cualquier tipo de documentación que lo identifique, ya que es necesario que en el sistema de salud tengan sus datos personales para efectos de control del proceso y también para que le puedan dar seguimiento y el resultado de las vacunas.

Las personas sin estatus pueden presentar cualquier documento de identidad, no necesariamente uno otorgado por el gobierno canadiense, sino que puede ser una identificación del trabajo, el pasaporte o cualquier documento que tenga una fotografía.

Una cosa muy importante que debemos saber es que tanto los centros de evaluación de la enfermedad como también los centros de vacunación del COVID no pueden preguntar el estatus migratorio de la persona, por lo que quienes necesiten atención médica, o cuando llegue el momento que puedan vacunarse, no deben tener temor de ir a un hospital o a un centro de vacunación dado que no les van a preguntar su estatus migratorio ni los pueden reportar a las autoridades de inmigración.

Yo creo que el asistir a todas las personas que estén enfermas y el vacunar a todos los residentes en Canadá, tengan o no estatus migratorio, es un esfuerzo del gobierno canadiense para contener la transmisión de la enfermedad, así como también para cortar los costos de hospitalización. Es por eso por lo que se han tomado estas medidas para proteger a todas las personas, incluidas las que viven en el país con estatus migratorio irregular.


Lee también: En las aplicaciones migratorias en línea, la asesoría especializada es clave


Es de suponer que una situación muy similar se debe estar dando en todo el país para tratar de contener el riesgo de contagio y de muerte de los ciudadanos.

Alguien podría argumentar que somos los contribuyentes quienes estamos pagando los costos de las vacunas para quienes no tienen estatus, pero esta es una situación en la que, si la vacunación a dichas personas no se realiza por humanidad, ¡entonces se debería hacer por egoísmo! Sí, porque si prevenimos el contagio de todas estas personas nos estamos cuidando a nosotros mismos. Por ello es absolutamente necesario que todo mundo reciba la vacuna, ya sean ciudadanos, residentes o indocumentados.

Además, los indocumentados también pagan impuestos tanto provinciales como municipales, dado que cada vez que hacen una compra están pagando el HST, y además pagan impuestos municipales en sus rentas y servicios, por lo que se puede afirmar con toda certeza que también están pagando por sus vacunas.

Una vez claros de que todo mundo va a poder ser vacunado contra el COVID-19, independientemente de su estatus migratorio, ahora hay que esperar las instrucciones sobre cómo se va a llevar a cabo el proceso para acceder a las vacunas. En estos momentos se está empezando con los trabajadores esenciales y con las personas más vulnerables. Supuestamente en abril se terminaría con este grupo poblacional y luego van a anunciar cómo van a convocar al resto de la población para vacunarla.

Debemos estar atentos y tener siempre en cuenta a las personas que no manejan la tecnología o que no hablan inglés o francés, para que sepan en qué momento pueden empezar a registrarse para recibir su dosis.

Será entonces cuando los indocumentados van a tener que presentarse en los sitios que el gobierno determine para ir a vacunarse y ahí es donde van a tener que asegurarse de tener un documento de identidad con fotografía para que los puedan vacunar y luego proporcionarles todo el seguimiento necesario, como por ejemplo una segunda dosis, etc.

Mi mensaje es que no tengan miedo, porque esta es una situación de vida o muerte, y además hay una coalición de organizaciones de la salud que es la que ha estado haciendo cabildeo con el gobierno precisamente para asegurarse de que no se deje a los indocumentados y a las personas que están con estatus irregular del país por fuera de esta medida sanitaria. Y estos beneficios para los indocumentados son todos acuerdos a los que se han llegado entre el gobierno y esta coalición de organizaciones para garantizar la salud de las personas más vulnerables. Así es que no tengan temor.

En todo caso, si usted se siente mal y cree que puede tener el COVID 19, y se quiere asegurar de que no va a tener ningún problema migratorio en el hospital o con la persona que hable en una clínica de salud, dígales con toda propiedad que usted está al tanto de que le deben atender sin cobrarle y sin hacerle preguntas sobre su estatus migratorio. Además, puede entrar a la página web donde está el anuncio del gobierno (https://bit.ly/3aamLcw), imprimirla o sacarle una foto, y llevarla al hospital para mostrárselas en el dado caso de que le presenten problemas al momento de solicitar el servicio.

Más adelante va a haber más anuncios sobre el proceso de vacunación y para ese entonces vamos a darle toda la información necesaria que usted debe manejar si vive sin estatus en Canadá.


Vilma Filici, es una renombrada especialista en el rubro de Inmigración con más de 30 años de experiencia. Acá podrás hacerle todas las consultas que tengas de forma permanente y oportuna.

(Fotos: Fordnation)

Inmigrando a Canada


Vilma Filici
Renombrada especialista con más de 30 años de experiencia en el rubro de Inmigración. A través de este blog, la asesora ofrecerá noticias y artículos de interés sobre este importante tema para nuestra comunidad.

Contacta a la especialista

El autor de este artículo espera tus consultas.
Ingresa tus datos y envía tu pregunta:

o escríbele por: